“ RECHAZAMOS LA CENSURA ENCUBIERTA ”

La Asociación de Frecuencias Moduladas (AFMER) expresa su preocupación y rechazo ante la intención de  imponer formas de censura encubierta, que ponen en riesgo la Democracia y la Libertad de Prensa, en momentos en que la Comunidad necesita estar informada y comunicada.

(s/dispuesto por el Juez Federal de C. del Uruguay, en autos “Valdez Jorge s/211 CP, N°1773/20”, ordenando: “allanar, secuestrar celulares, computadoras, pendrives, discos rígidos, tablets” , ”requisar vehículos y personas que se encuentren en las inmediaciones”).

Advertimos que se propicia la creación de una forma de censura encubierta, compulsiva, hacia quienes trabajan periodísticamente en nuestra provincia, violentando –así- el artículo 13° del Pacto de San José de Costa Rica (de jerarquía constitucional, art.75 inc.22 de la C.N.).

Señalamos que en los textos judiciales se omite la Declaración de Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que señala: “ Toda persona tiene derecho a comunicar sus opiniones por cualquier medio y forma” ; “La actividad periodística debe regirse por conductas éticas, las cuales en ningún caso pueden ser impuestas por los Estados“ ; “Las restricciones en la circulación libre de ideas y opiniones, como así también la imposición arbitraria de información, y la creación de obstáculo al libre flujo informativo, violan el derecho a la libertad de expresión”.

Rechazamos cualquier forma de presión o coacción sobre los Medios de Comunicación, por inocente que parezca, porque significa censura encubierta, que anula la Democracia y la Libertad de Expresión.

Intenciones de ésta naturaleza nos recuerdan conductas totalitarias de gobiernos de facto que (creemos) fueron superadas hace 36 años, aunque algunos trasnochados insisten en reinstalarlas.

Coincidimos con la opinión de importantes autores en que: las regulaciones desde sectores ajenos a la actividad es un error grave de principio y un abuso intolerable, por cuanto corresponde al derecho positivo materializar, y garantizar, la efectividad de los principios emanados de la ética en lugar de suplantarla.  Lo contrario conduce directamente al despotismo jurídico.  La aplicación de este error al campo de la información puede dar lugar a consecuencias nefastas. 

Recordamos  que el Derecho a la Información es un Derecho Humano fundamental, e implica que los Medios de Comunicación -y el Pueblo entrerriano- puedan expresarse libremente y, a su vez, recibir información veraz sin sospechas de “censura previa o autocensura”, que degradan la Democracia y las Garantías Constitucionales.

Ratificamos  que la actividad periodística no puede ser limitada por la idea de noticia sino que comprende el concepto de información, no sólo de interés general sino también la especialización o sectorial, es decir, el derecho individual y el derecho social.

Sostenemos que un gobierno es democrático cuando defiende un solo interés, el del pueblo.  Si lo cumplen no necesitarán de ningún método vigilante del humor social.-

Viale (ER), 18 de mayo de 2020

Enlace permanente a este artículo: https://www.siglo21digital.com.ar/rechazamos-la-censura-encubierta/