Columna de Opinión: Convertir a la casa de Urquiza en el «Museo y Centro Cultural de la Organización Nacional». Un sueño por el que vale la pena luchar.

Por
José Antonio Artusi
Ex Diputado provincial
Cambiemos
El Centro Cultural «Urquiza» ha tenido una excelente idea. Convertir a la casona que mandara edificar Justo José de Urquiza frente a la Plaza Ramírez de Concepción del Uruguay en un Museo, al que proponen denominar “de la Organización Nacional”. Celebro fervientemente la iniciativa y propongo aquí, a título personal, algunos aportes al debate, con la intención de promover que la cuestión se instale fuertemente en la agenda pública de nuestra ciudad y adquiera progresivamente viabilidad.
El inmueble que nos ocupa, hoy destinado a oficinas de correo, se trata de un valiosísimo exponente del patrimonio histórico, urbanístico y arquitectónico uruguayense, con un enorme potencial para aportar a la revitalización del centro histórico de la ciudad y a su consolidación como un área jerarquizada de concentración de atractivos turísticos basados en la historia y la cultura, caracterizada por el indudable protagonismo del legado polifacético de Justo José de Urquiza; vinculado a la Organización Nacional, a la educación pública y laica, a la inmigración y la colonización agropecuaria, a la fundación de ciudades, al fomento del comercio y la industria, etc.. De más está decir que el Museo Municipal Andrés García y la Sala Evocativa de Malvinas podrían permanecer en el futuro complejo, incluso en mejores condiciones que en la actualidad.
Se abre entonces una oportunidad que no debe ser desaprovechada. La legitimidad de las decisiones que se tomen debe estar alimentada y legitimada tanto por su encuadre en un proceso riguroso de planificación museológica y urbanística como en la más amplia participación ciudadana.
Al igual que el Mercado «3 de Febrero», la Casa de Urquiza no es una “isla”. Forma parte inescindible del centro histórico de la ciudad, y debe por lo tanto aportar a su revitalización y mejora, integrándose de manera armoniosa con su entorno. Para ello hace falta primero tener un plan que establezca un diagnóstico, plantee objetivos y proponga estrategias. Cabe recordar en este sentido que en el último proceso de planificación que tuvo la ciudad, la reformulación del Plan Estratégico, hace ya 10 años, se propuso un proyecto identificado con el número 59 y denominado “Plan de Mejoramiento del Área Central”, incluyendo la renovación y puesta en valor de la peatonal y el distrito de protección histórica, entre otros ítems. A su vez, desde el punto de vista histórico y patrimonial, la casona integra un conjunto de lugares y edificios vinculados de manera directa con el accionar de Urquiza; junto al Colegio del Uruguay, su “heredero”, primer colegio laico del país; la Basílica de la Inmaculada Concepción donde descansan sus restos, la Plaza Ramírez, ámbito del Pronunciamiento del 1º de mayo de 1851; etc. Queda claro entonces que el Museo y Centro Cultural propuesto podría contribuir a formar un circuito integrado por hitos que ayuden a valorar y comprender la actuación de Urquiza como un protagonista central de la Argentina del siglo XIX. Este circuito podría ser un interesante atractivo turístico, pero también un valioso recurso educativo en todos los niveles, así como de apoyo a investigadores y divulgadores de nuestro acervo histórico.
Cabe señalar que en el Plan Estratégico de Desarrollo de Concepción del Uruguay (Revisión 2010) se incorporó – en el marco del Eje 1 “Fortalecimiento de la Ciudadanía y la Equidad Social” – el Proyecto 8 “Centro Cultural Casa de Urquiza”, con el propósito de “desarrollar la Casa de Urquiza como un espacio referente de la actividad cultural e histórica de la ciudad”. La propuesta del Centro Cultural Urquiza, concretamente un museo, no es incompatible con este antecedente. En efecto, los museos modernos funcionan no sólo como repositorios de elementos de valor patrimonial y muestras permanentes sino también como verdaderos centros culturales, en los que se desarrollan diversas actividades que combinan con sentido lúdico diferentes expresiones del arte y la cultura, de manera dinámica y atractiva tanto para residentes locales como para turistas, de todas las edades y procedencias.
De todas las alternativas institucionales para lograr el objetivo propuesto, la de propiciar la creación de un museo nacional parece la más indicada y conveniente. Por diversas razones, desde la disponibilidad de recursos hasta la obvia pertenencia a la esfera federal de un museo que va a estar consagrado a celebrar de manera central la Organización Nacional.
La oportunidad está. Hay que aprovecharla.
La imagen puede contener: texto que dice "AS CORREOS Y TELEGRAFOS CONCEPCION DEL URUGUAY"
Me gusta

 

Comentar
Compartir

 

 

Enlace permanente a este artículo: https://www.siglo21digital.com.ar/2020/11/14/columna-de-opinion-convertir-a-la-casa-de-urquiza-en-el-museo-y-centro-cultural-de-la-organizacion-nacional-un-sueno-por-el-que-vale-la-pena-luchar/