30 años de Luchemos por la Vida

«Casco en moto»

Muy pocos usaban el casco al moverse en moto o ciclomotor en 1990. Esta situación provocaba crecientes víctimas.  Las muertes en moto se incrementaron un 50 % de 1992 a 1993 ya que en esa época el parque de motos  se disparó,  al ofrecerse motovehículos importados a precios muy accesibles y en cómodas cuotas, situación  que se profundizaría con el correr de los años.

Por ello, Luchemos por la Vida se ocupó del tema casco como uno de los claves para salvar vidas en el tránsito. Según un estudio propio, en junio de 1994, solo el 39% de los motociclistas usaban el casco en la ciudad de Buenos Aires y su uso caía drásticamente en el interior del país.

Entonces comenzó a concientizar a la población de su enorme utilidad, por medio de difusión de información en los grandes medios de comunicación. Y produjo la primera campaña masiva del tema  en radio y TV: Pará la moto, no te mates” (1994), la cual mostraba diferentes tipos de siniestros protagonizados por jóvenes que sobrevivían gracias al uso del casco.

Ésta tuvo una enorme difusión y repercusión, causando gran impacto en la población, con un aumento importante del uso de casco en la Ciudad de Buenos Aires, que alcanzó el 46% de uso.

Luchemos peticionó a las autoridades de todo el país para que controlaran su uso y sancionaran a quien no lo hiciera. Y en los cursos de capacitación para funcionarios y educadores viales que dictaba en Buenos Aires y ciudades del interior, se explicaba cómo protegía el casco a los motociclistas hasta salvarles la vida en 7 de cada 10 choques.

También en sus cursos para conductores en empresas y en los talleres para jóvenes en escuelas, incluía contenidos especiales sobre el casco y su función protectora. Elaboró  materiales didácticos diversos, incluido un  video educativo.

Su campaña masiva “Vos, que tenés cerebro, usa casco” (2008 -2011) abordó las creencias de los que no usan el casco para confrontarlos con la cruda realidad de las estadísticas. Esta campaña tuvo también un excelente impacto en la población y recibió reconocimientos publicitarios de Laser International y de Alaska Injury Prevention Center.

Luchemos por la Vida cumple 30 años. Mucho  tiempo de  intensa y fecunda tarea. De  importantes  logros.  Y  de frustraciones también. La seguridad vial  argentina ha evolucionado en este tiempo. Pero  aún queda muchísimo por hacer para que no mueran más personas en el tránsito, especialmente sobre dos ruedas.  Esta es una tarea de todos.

      ¡La lucha continúa!

Enlace permanente a este artículo: https://www.siglo21digital.com.ar/2020/07/01/30-anos-de-luchemos-por-la-vida/